Cómo se quita el hambre

Muchas personas me vienen con estas preguntas, así que me he decidido a publicar este post de cómo se quita el hambre.

Solemos acudir a la ayuda de un profesional para eliminar ese deseo de atracar con las dos manos la nevera o el armario del picoteo pero hay otras personas que tienen esos brotes y que no se dan cuenta, por lo que también os quiero ayudar a descubrirlos y a cómo combatirlos ya que no es fácil ni hay una guía exacta que sea mágica y que al leerla desaparezca ese deseo.

 

Cómo-se-quita-el-hambre

¿Cómo se quita el hambre?

Lo primero que tenemos que descubrir es qué tipo de hambre tenemos para así saber como eliminar las ganar de comer, o ya no de comer, sino de comer como si no hubiera un mañana. Por suerte o por desgracia yo todas las variantes que os voy a mostrar las he padecido, pero no os engañéis, no es un enganche del cual no os podáis soltar, todo está en la mente, si tú te conciencias y no llegas a ese clímax de desear comer cualquier cosa, no lo harás.

1.- Ansiedad Nerviosa: Con el estrés del día a día por el trabajo o la casa, por las discusiones, los bajones emocionales y un largo etcétera, algunas personas sienten muchas ganas de comer, principalmente algo con gran cantidad de azúcar, ya que los dulces o helados tienen tendencia a relajarnos y a estabilizar las emociones negativas que podamos sentir y no es malo tomarlos de vez en cuando, se convierte en malo cuando lo hacemos sin parar 3 o 4 veces en el día.

¿Cómo combatimos la ansiedad nerviosa por comer? ésta es la más complicada, pero no es imposible combatirla, solamente hay que tener un cambio de costumbres.

Lo primero que debemos de hacer es racionar lo que comemos, no es lo mismo tomarse un mini helado que un grande, principalmente en las calorías que llevan, y el resultado va a ser exactamente el mismo, una vez que hayamos conseguido quedarnos satisfechas con esa cantidad menor, podemos pasar al siguiente paso.

Lo segundo que debemos hacer es cambiar el tipo de azúcar a consumir y con esto quiero decir que en vez de cargarte un donut, te cojas una buena fuente de frutas dulces, puede ser melón, sandía, piña.. etc, y comprobarás por ti misma que sacia igual y es infinitamente más sano.

Puede haber momentos del día en los que te sientas de mucho más bajón y puedes decirme que “las frutas “pa mi cara” que tu necesitas algo más condensado, pues puedes alternar, en los momentos que puedas controlarte tomar fruta y cuando lo necesites más coger una pequeña porción de otra cosa que te apetezca, pero siempre consciente de que el azúcar no va a eliminar los problemas de tu vida, hay que cogerlos e intentar solucionarlos, pedir ayuda psicológica y “descargar” tensiones puede ser una manera muy satisfactoria de aprender y eliminar de una vez por todas este trastorno.

2.- Comer por aburrimiento: éste es muy básico, es el que la mayoría de la población sufrimos ¿cuando sucede? pues básicamente cuando estamos aburridos que nos da por comer, aunque nos podría dar por darnos un paseo o hacer alguna actividad tipo hobby que tengamos pero ¡NO!, lo que queremos es COMER.

¿Cómo combatimos el comer por aburrimiento? Aquí tenemos que usar la lógica, hay que entretenerse para evitar comer por aburrimiento.

Podemos acudir a varias acciones para eliminar este trastorno y una de ellas es la de salir a la calle: Cuando sientas que quieres comer pero no tienes hambre, lo mejor es cogerte tus auriculares y tu música favorita y salir a la calle o si lo prefieres puedes llamar a alguna amiga y proponerle que te acompañe, podéis ir hablando mientras paseáis y se te olvidará que saliste por no comer.

Si no te es posible salir o algún problema te lo impide siempre puedes echar mano de los hobbys que puedas tener como por ejemplo pintar, escribir un blog, coser o simplemente jugar con tus hijos en casa. Tenemos a la mano miles de cosas por hacer para evitar comer por comer, que aparte que no es saludable, tampoco es necesario ya que hambre no tienes, lo que tienes es aburrimiento.

Cómo se quita el hambre siguiendo estas pautas:

Una vez hayamos descubierto cual de las dos hambres anteriores tenemos lo que os voy a escribir son unas pautas que podéis seguir para ayudar a disminuir más las ganas de comer.

1.- Tomar algo cada 3 horas. Ésta es la más importante, no pases hambre si no quieres tenerla, y para conseguir eso debemos de echar mano a dos cosas, al agua y a la fruta. Los tentempiés forman una parte importante de nuestra vida diaria para tener activo el metabolismo y evitar el sobrepeso y el agua ayuda a evitar que retengamos líquidos, tomar sobre 2l al día mantendrá limpio e hidratado nuestro organismo, y obviamente estaremos saciados por más tiempo ya que el agua no engorda, pero llena el estómago.

2.- Dormir al menos 8h diarias. Cuando dormimos nuestro metabolismo también trabaja y no dormir bien afecta a nuestro estado de ánimo y puede desencadenar hábitos poco saludables, aconsejo dormir lo bastante como para despertar descansado y feliz, si no puedes 8 horas, acércate lo más posible a esa cifra, tu cuerpo y tu salud te lo van a agradecer.

3.- Camina al menos 30 minutos al día. Quemar calorías también ayuda a quemar el estrés y el agotamiento, si te cansas descansas mejor y además quemas calorías que vienen muy bien para no coger los indeseables michelines. Además caminar es adictivo, una vez que empiezas, siempre quieres más.

4.- Sé féliz. No quiero alargarme más porque sino vais a acabar totalmente aburridos de este post sobre cómo se quita el hambre pero en este último punto sólo quiero deciros que vida sólo hay una y que en medida de lo posible disfrutemos de lo bueno que tenemos alrededor, sólo así estaremos más saludables por dentro y por fuera, y si eres feliz no necesitas de donut ni de helado para sentirte bien, ya que el amor a tu familia y amigos si es duradero, la comida no.

banner-libro-dieta-fácil-en-30-dias

No olvides compartir este post de cómo se quita el hambre en las redes sociales, y espero vuestros comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: