Un remedio natural antiguo para curar mas de 100 enfermedades

Tener la sangre llena de toxinas y residuos puede llevarnos a padecer inconvenientes de alergia, constipados e infecciones, a la vez que favorece el desarrollo de enfermedades cardiovasculares y puede provocar que nuestra piel luzca reseca y sin brillo. Por tal razón es esencial efectuar desintoxicaciones del organismo periódicamente para depurar la sangre con el objetivo de suprimir las toxinas que provocan dichas enfermedades.

Además de esto también es importante sostener una dieta equilibrada puesto que, como es bien sabido, las células se alimentan de los nutrientes que ingerimos, por ende, si nos alimentamos incorrectamente, el funcionamiento de las células no será saludable.

Un remedio natural antiguo para sanar mas de 100 enfermedade

Los beneficios del ajo para la salud

El ajo crudo es un comestible que dispone de propiedades antisépticas, fungicidas, desinfectantes y depurativas. Sus beneficios se deben a un componente llamado alicina, que permite combatir una gran cantidad de virus y de bacterias, además de permitir una limpieza profunda del organismo.

El ajo también es rico en antioxidantes, y tiene la capacidad de prevenir y combatir enfermedades como la alta tasa de colesterol, la hipertensión arterial, la gripe, el constipado, los inconvenientes digestivos, las infecciones, o la mala circulación sanguínea.

Muchas investigaciones han probado que el ajo tiene propiedades anticancerígenas, capaces de reducir hasta en un cincuenta por cien el riesgo de sufrir un cáncer de estomago, y hasta en un sesenta y seis por cien el de verse perjudicados por un cáncer colorrectal.

¿Cuáles son las ventajas del vino tinto para la salud?

El vino tinto es un alimento muy saludable cuando se consume en cantidades moderadas, sin exceder dos copas al día. Esta bebida tan conocida y tan apetecida en el mundo entero es rica en antioxidantes y una gran cantidad de nutrientes que le hacen bien al organismo. Sus principales beneficios se deben a su alto contenido de resveratrol y flavonoides, que son poderosos antioxidantes que mejoran la salud del corazón, disminuyen el colesterol, mejoran la circulación sanguínea, fomentan la regeneración celular, contribuyen a reducir la obesidad, limpian el organismo, mejoran la función cognitiva y evitan el envejecimiento prematuro, entre otros muchos.

El vino tinto también tiene propiedades astringentes, puede combatir bacterias bucales asociadas a la caries, tiene acción antiinflamatoria, reduce las consecuencias del estilo de vida sedentario y, por lo general, contribuye a sostener el organismo en perfectas condiciones.

También hay estudios que han encontrado una relación entre el consumo de cantidades moderadas de vino tinto y la reducción de los peligros de cáncer. Este beneficio está relacionado con sus altas cantidades de resveratrol, el que ayudaría a reducir el riesgo de cáncer de pulmón, de mama y de próstata.

Ingredientes:

doce dientes de ajo
diecisiete oz/ 1/2 litro de vino tinto

Preparación:

– Recortar doce dientes de ajo en cuartos y poner las piezas en un frasco.

– Incorporar medio litro de vino tinto.

– Cerrar bien el frasco y mantenerlo cerca de la ventana, expuestos a la luz directa del sol, a lo largo de dos semanas.

– Agitar el contenido en el frasco varias veces al día.

– Filtrar el líquido después de dos semanas y mantenerlo en una botella de vidrio oscura

Consumir una cucharadita de la bebida 3 veces al día durante un mes entero, y repetir el tratamiento después de seis meses.

 

A %d blogueros les gusta esto: